¿Cómo cuidar mi piel de la contaminación?

¿Cómo cuidar mi piel si vivo en una zona con contaminación?

Desde hace siglos, se ha producido una emigración de la población a zonas urbanas, especialmente desde la Revolución Industrial del siglo XX. Este fenómeno migratorio se conoce como éxodo rural.

Con el paso de los años, son más las personas que se mudan a grandes ciudades en busca, sobre todo, de más oportunidades. Como consecuencia, el entorno rural cada vez se está quedando más desolado.

Para muchos, la vida en la ciudad es algo maravilloso: las luces que iluminan los rascacielos, la energía vibrante de los distintos barrios y la comodidad de tener a tu alcance una infinidad de tiendas y comercios.

Pero por desgracia, no todo son ventajas. Un estilo de vida urbano puede provocar más estrés, ruido, noches que se alargan, rayos UV y, por supuesto, contaminación.

¿Qué efecto tiene la contaminación en mi piel?

A no ser que vivas en un entorno rural muy aislado sin apenas actividad industrial o humana, posiblemente vivas en un entorno con cierta o elevada contaminación atmosférica.

La contaminación del aire y otros agentes dañinos del medio ambiente provocan la aparición de radicales libres.

Es inevitable no estar expuestos a estos átomos inestables, pero si podamos reducir su exposición, incluso en áreas altamente contaminadas, como pueden ser las mega ciudades.

La constante y excesiva exposición a radicales libres, provoca el envejecimiento prematuro de nuestra piel.

Nuestro rostro es la zona de nuestro cuerpo más expuesta a los radicales libres y, por ello, sus efectos negativos son más visibles.

Las manchas, rojeces, líneas de expresión, acné, hasta arrugas pueden ser causados por vivir en un entorno con contaminación y en otros factores medioambientales, como la exposición excesiva al sol.

Por lo tanto, la piel deshidratada, áspera y apagada suele ser el resultado de una exposición al sol, humo y suciedad.

Estos factores pueden debilitar enseguida la barrera de protección de la piel del rostro, algo que, obviamente, queremos evitar, no sólo por razones estéticas, sino también por motivos de salud.

Recuerda que nuestra piel es el órgano más grande que poseemos y suele ser el que más agresiones sufre en nuestro cuerpo. De ahí que su cuidado debe realizarse correctamente a diario.

¿Cómo sé si vivo en una zona con alta contaminación?

Es muy probable que la Agencia Medioambiental de tu país mida la calidad del aire en todo su territorio para entender si puede llegar a suponer un riesgo para la salud humana.

Si resides en Europa, la Agencia Medioambiental Europea hace pública cada día, cuál es la calidad del aire en cada uno de los países que forman dicha Unión.

Lo logra, a través de diferentes estaciones de ubicadas a lo largo de la geografía de cada país. En concreto, mide las partículas más comunes que causan dicha contaminación atmosférica.

Si deseas conocer cuál es la calidad del aire en tu zona, lo puedes hacer aquí.

¿Afecta la contaminación igual a todos los tipos de piel?

Cada persona es única y, por lo tanto, nuestra piel puede reaccionar de forma distinta a los diferentes agentes medioambientales.

La piel de la cara, en concreto, tiene formas de protegerse de estos agentes dañinos. Produce todo el rato grasas naturales que la ayudan a mantenerse hidratada, para evitar que estos factores externos penetren en ella.

Sin embargo, como bien sabrán las personas que tienen una piel grasa, si estas grasas permanecen demasiado tiempo en el rostro, pueden acumularse y atrapar la suciedad.

Por consiguiente, se obstruyen los poros y se forman los puntos negros, las espinillas y los brillos que poco deseados.

Por otro lado, la piel de algunas personas no produce suficiente grasa. Cuando la piel seca se ve expuesta a los agentes contaminantes, puede tener como consecuencia la sensibilidad, la descamación y la aparición de granos. De ahí que su hidratación es muy importante.

como-cuidar-la-piel-de-la-contaminacion-2

¿Cómo cuidar mi piel para contrarrestar la contaminación?

Muy sencillo. Procura utilizar productos de cuidado facial con protección anticontaminación, estos pueden ser los mejores amigos de tu piel. Pero, ¿por dónde empezar?

El punto de partida es crear una rutina que te ayude a proteger tu rostro del polvo y la suciedad que pueda acumularse a lo largo del día y que elimine naturalmente las impurezas por la noche. Para ello, necesitarás los ingredientes adecuados.

¿Qué productos anticontaminación debo utilizar?

Para elegir un producto correctamente, debes entender sus ingredientes y composición.

Si lo que busca es plantarle cara a la contaminación y los radicales libres, necesitas antioxidantes como, por ejemplo, la vitamina E.

Los extractos botánicos bioadaptativos y la glicerina pueden ayudar a mantener tu piel hidratada y proteger su barrera de hidratación natural.

Te recomendamos que los combines con protección solar para evitar los efectos de los rayos UVA y UVB, al igual que con esos productos que ayudan a controlar el brillo y a potenciar el aspecto radiante.

Por último, es importante encontrar los productos que mejor se adapten a tu piel, en función de si es normal, más seca, grasa o propensa a las imperfecciones y los granos.

¿Qué productos de cuidado facial me recomendarías?

Si has leído hasta aquí, es muy probable que vivas en un entorno urbano y que quieras evitar la aparición prematura de manchas, líneas de expresión y arrugas.

Posiblemente, también quieras proteger tu piel contra la contaminación.

Si es así, sin duda, te recomendamos los productos de cuidado facial Nutricentials.

¿Por qué utilizar los productos de Nutricentials?

No sólo por todas las razones mencionadas anteriormente, pero además incluyen todos los ingredientes que tu piel necesita para cuidar de tu piel en nuestro frenético estilo de vida urbano.

Ya sea tu piel normal, seca, mixta o grasa. Hay un producto de Nutricentials para ti. ¡Descúbrelos todos aquí!

Suscríbete y recibe nuestros consejos para mejorar tu estilo de vida

Nos gusta crear relaciones largas, duraderas y beneficiosas, por eso no hacemos spam. RCOACH tratará tus datos con MailChimp para enviarte información y publicidad de este sitio web durante el tiempo que permanezcas en la newsletter. Responsable: RCOACH; Finalidad: Gestionar la suscripción de la Newsletter; Derechos: Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, indicados en la información adicional, que puede ejercer dirigiéndose a la dirección del responsable. Información adicional: www.escueladeantienvejecimiento.com 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *