¿Alguna vez habías oído hablar de la manteca de karité y sus maravilloso beneficios para el rostro y el cuerpo?

Tanto si la respuesta es sí como no, en este artículo aprenderás por qué este es un ingrediente natural que no puede faltar en tu neceser. ¡Empezamos!

¿Qué es la manteca de karité y dónde se obtiene?

La manteca de karité es una grasa vegetal que se consigue tras triturar y ebullir las nueces que ofrece el árbol de karité.

Un árbol nativo de las sábanas del oeste de África y cuyo nombre biológico es Vitellaria paradoxa o Butyrospermum Parkii.

Por otro lado, el término karité significa manteca o mantequilla, refiriéndose al mayor uso que se le da a sus frutos. La manteca de karité 100% natural y tiene un color blanquecino o marfil y se solidifica a cuando se almacena a baja temperatura.

Se trata de uno de los ingredientes naturales más usados durante siglos por los pueblos indígenas del África Occidental.

Es una excelente sustancia para suavizar, calmar y acondicionar la piel y el cabello. Esto es así gracias a su alta concentración de vitaminas y ácidos grasos, al igual que su facilidad para ser aplicado por el cuerpo.

¿Cómo saber si la manteca de karité es pura?

Si eres una amante de la cosmética natural, este apartado es de especial interés para ti.

El shea butter, como se conoce en inglés, cuenta con un sistema de clasificación que determinan su pureza.

Es una escala que va desde la letra A hasta la F, según cuan procesado sea este componente. La categoría A corresponde a la forma más pura y sin refinar que podrás encontrar.

Lógicamente, cuanto más se procesa y adultera este lípido, más se diluyen sus maravillosas propiedades naturales.

No obstante, en muchas ocasiones la materia prima cruda se elabora ligeramente para garantizar que el producto de cuidado de la piel en cuestión es seguro y no causa efectos secundarios.

Sigue leyendo porque te explicaremos más adelante cuáles sus potenciales contraindicaciones y cómo disfrutar del “oro africano” sin poner en peligro nuestra piel.

¿Para qué sirve la manteca de karité?

La mantequilla de karité es un ingrediente muy extendido en la industria de la belleza y se incluye en infinidad de productos.

Pero, ¿Cuáles son los usos de la manteca de karité en cosmética? Para dar respuesta a esta pregunta, vamos a analizar su composición química, ya que contiene:

  • Ácidos grasos poliinsaturados de origen vegetal (linoleico, palmítico, esteárico y oleico): sustancias que equilibran los aceites de la piel.
  • Vitaminas A, E y F: vitaminas antioxidantes que promueven la circulación y el crecimiento saludable de las células de la piel.
  • Triglicéridos: su parte grasa nutre y acondiciona la piel.
  • Ésteres cetílicos: su parte cerosa acondiciona la piel y retiene la humedad.
  • Tocoferoles y catequinas: potentes antioxidantes que protegen la piel del daño oxidativo.

Esta composición puede sufrir variaciones según el lugar de cultivo y el método de extracción empleado.

No obstante, podemos afirmar que la manteca de karité sirve y se utiliza para el cabello, la cara, el contorno de ojos, los labios, incluso si tienes piel grasa o con acné.

Tras conocer sus propiedades y beneficios entenderás por qué…

¿Cuáles son las propiedades de la manteca de karité?

Antes de saber todas las virtudes que esta mantequilla vegetal tiene que ofrecerte a tu piel, conviene que conozcas primero sus principales propiedades:

  • Antiedad y antioxidantes: posee niveles significativos de vitaminas A y E y triterpenos, capaces de promover la producción de colágeno y disminuir la actual la degradación del colágeno.
  • Emolientes: su efecto hidratante puede durar varias horas ya que penetra en la piel, creando una barrera suave y ligera que sella la humedad.
  • Regenerativas: cada día nuestro cuerpo elimina células muertas y trabaja para generar nuevas células sanas. Las células muertas desechadas se acumulan en la epidermis obstruyendo los poros. Pero, con la humedad suficiente se reduce la cantidad de células muertas y fomenta a la piel a generar nuevas células saludables. Todo esto es posible a la acción conjunta de sus propiedades antioxidantes e hidratantes.
  • Antiinflamatorias y cicatrizantes: se ha demostrado que el enrojecimiento y la hinchazón del rostro a se pueden aliviar tras aplicar productos de manteca de karité.
  • Antibacterianas: su aplicación tópica puede disminuir la cantidad de bacterias que causan el acné en la piel.
  • Antifúngicidas: combate las infecciones de la piel causadas por hongos. A pesar de que este ingrediente natural no pueda tratar todos los tipos de infecciones fúngicas, si que mata las esporas de los hongos que causan la tiña y el pie de atleta.

Ahora si, ha llegado el momento que conozcas sus beneficios más importantes tanto para el rostro como el cuerpo. ¡Continúa leyendo!

¿Qué beneficios tiene la manteca de karite para la cara y el cuerpo?

Veamos qué hace la manteca de karité en la cara y el cuerpo, ya que ayuda a:

  • Retrasar el envejecimiento prematuro y la aparición de arrugas: su acción antioxidante protege las células de la piel de los radicales libres que conllevar a un envejecimiento acelerado y a una piel opaca con líneas de expresión.
  • Hidratar la piel en profundidad: al aplicar karité por vía tópica, actúa como un agente reengrasante, restaurando los lípidos y facilitando su absorción en la piel. creando rápidamente humedad. Esto se debe al aporte de sus ácidos grasos, entre los que se incluyen los ácidos linoleico, oleico, esteárico y palmítico. Como consecuencia, restaura la capa más externa de la piel, reteniendo la humedad y reduciendo el riesgo de sequedad.
  • Minimizar la irritación de la piel: causada por factores ambientales, como el clima seco, así como las afecciones inflamatorias de la piel, como el eccema, la dermatitis y la psoriasis. Gracias a su poder antiinflamatorio éste lípido activa las citocinas y otras células inflamatorias para ralentizar su producción. De hecho, un estudio sugieren que puede funcionar tan bien como las cremas medicinales para tratar el eccema.
  • Prevenir el acné: ya hemos visto como su efecto emoliente e hidratante devuelve la humedad a la piel y la fija en la epidermis para que no se seque ni se sienta llena de aceite. Es decir, restaura el equilibrio natural de los aceites en la piel, para ayudar a detener el acné antes de que prolifere. Esto es posible a su composición rica en varios ácidos grasos que ayudan a limpiar la piel del exceso de grasa (sebo).
  • No dejar la piel grasa: la magia de esta sustancia es que su alto contenido en ácido linoleico y ácido oleico se equilibran entre sí para absorberse en su totalidad y con rapidez sin sentir el cutis grasiento.
  • Limitar la aparición de estrías y cicatrices: al entenderse que detiene la reproducción del tejido cicatricial (fibroblastos queloides), mientras fomenta el crecimiento celular sano para que ocupe su lugar. Como resultado, la piel puede curarse y mejorar su elasticidad.
  • Ofrecer protección solar adicional: aunque la manteca de karité contiene un SPF aproximado de 3 a 4, no se puede utilizar por sí sola como un protector solar eficaz. Por eso, se suele incluir en lociones solares y cremas faciales antiaging de día para potenciar su protección contra los nocivos rayos UV del sol.
  • Aliviar las quemaduras de la piel: los aceites ayudan contra las quemaduras cutáneas de primer grado, como las quemaduras solares. La acción antiinflamatoria de esta semilla reducen el enrojecimiento y la hinchazón y calman la piel reteniendo la humedad durante el proceso de curación.
  • Evitar y calmar las picaduras de insectos: las tribus africanas llevan siglos utilizando el aceite de karité puro para aliviar las picaduras y reducir la hinchazón de abejas y de otros insectos, como mosquitos. A pesar de ello, no hay evidencia científica que avale este beneficio.
  • Reducir el dolor muscular y de las articulaciones: cuando los músculos se estirar y ejercitar demasiado pueden inflamarse. Lo mismo ocurre con un uso excesivo de las articulaciones. Según esta investigación, el aceite de karité ayuda a reparar el tejido muscular, reducir la inflamación y proteger las articulaciones de un daño mayor, previniendo así la artritis.

Con todas estas bondades quizás te preguntes si hay gato encerrado y si este componente tiene algo malo. ¡Veámoslo a continuación!

Contraindicaciones y efectos secundarios

¿Eres alérgica a los frutos secos y te preocupa puedes usar shea butter o no? ¡Vamos a responder a tus dudas!

Lo primero, conviene aclarar que su incidencia tópica y las posibles reacciones alérgicas que puede ocasionar son prácticamente inexistentes.

De hecho, incluso las personas alérgicas a su fruto, tienen un riesgo bajo de reacción cuando se aplica en la cara.

Esto se debe a que tras formar la mantequilla se pierden la mayoría de las proteínas de sus semillas que causan alergias.

Luego, su consistencia la hacen muy propensa a ser comedogénica. Si tienes una piel propensa al acné, asegúrate de que sea apta para todo tipo de pieles.

Por último, no hay evidencia científica suficiente para afirmar que la manteca de karité esté contraindicada o cause efectos secundarios durante el embarazo y el periodo de lactancia.

Es más, es un gran aliado para evitar la aparición de estrías y grietas gracias a sus propiedades nutritivas, regeneradoras y humectantes.

En resumen, no significa que no exista ningún riesgo al usarla. Por eso, sigue las instrucciones del fabricante sobre su modo de empleo y realiza una prueba sobre un área pequeña de la piel, antes de aplicar una cantidad generosa sobre el cuerpo.

Si experimentas irritación e inflamación, interrumpe su uso de inmediato.

Siempre puedes buscar la aprobación de tu médico de familia o dermatólogo antes de usar un producto por primera vez.

¿Cómo elegir y cuál es la mejor crema con manteca de karité para la cara?

Con tantas bondades no te extrañará que existan infinidad de cremas con manteca de karité, ¿verdad?

Pero, ¿cuál elegir? ¡No te preocupes porque te daremos una pautas para encontrar la loción que buscas!

Primero, asegúrate de que el producto que te llama la atención sea adecuado para cualquier tipo de piel. En especial si tienes la piel grasa o sensible.

Segundo, que sea hidratante y si eres mayor de 30 años, preferiblemente antiedad. Así, te beneficiarás de sus propiedades nutritivas y rejuvenecedoras para mantener la piel elástica y húmeda, mientras evitas las temidas arrugas. Para este caso, la manteca de karité y vitamina e son una excelente combinación.

Después, confía en un fabricante con prestigio que haya realizado estudios científicos para avalen la eficacia de sus productos de belleza.

En otras palabras, que el producto haga lo que dice que hace. Esto resulta obvio pero no siempre es el caso.

En la Escuela de Antienvejecimiento, somos buenos conocedores de las maravillas esta mantequilla. De aquí que compartimos contigo las mejores cremas de manteca de karité que forman parte de nuestra rutina cotidiana.

180 UV Block Hydrator SPF 18

180 UV Block Hydrator SPF 18 es una crema hidratante facial antiedad de día con aceite de aguacate, manteca de karité y protector solar 18.

Está formulada con fotosomas (enzimas reparadoras del ADN extraídas del plancton marino) que se activan por la luz.

Su avanzada tecnología antiedad reduce los signos visibles de la exposición excesiva al sol al mismo tiempo que protege la piel para evitarlos en el futuro.

¡Pincha en la siguiente imagen para saber cómo 180º es tu mejor aliado para verte más joven!

comprar-hidratante-facial-antiedad-180-uv-block-hydrator-spf-18
Nu Skin 180 UV Block Hydrator SPF 18

Nutricentials Dew All Day Moisture Restore Cream

Nutricentials Moisture Restore Cream es una crema hidratante de cara para todo tipo de pieles y formula con ingredientes botánicos para lucir una piel radiante cada día.

Su textura cremosa suaviza, alisa, calma, nutre y acondiciona la piel, a la vez que su olor natural te cautivará.

Contiene además aceite de pistacho y vitamina E para proteger la dermis del estrés oxidativo causado por los factores estresantes dañinos del entorno.

¡Haz clic en la siguiente imagen para obtener más información sobre Nutricentials y su fórmula no comedogénica!

comprar-nuskin-nutricentials-dew-all-day-moisture-restore-cream
Nutricentials Dew All Day Moisture Restore Cream

Epoch Baobab Body Butter

Epoch Baobab Body Butter es una crema hidratante corporal y etnobotánica con extractos de Baobab.

Nutre tu piel con una mezcla hidratante de extractos botánicos que incluye manteca de karité, aceite de nuez de macadamia y pulpa del fruto del árbol de baobab africano.

Estos ingredientes etnobotánicos de eficacia probada favorecen que la piel se mantenga suave y flexible y ayudan a mejorar su resiliencia.

Muchos hombres se preguntan cómo cuidar de su zona más íntima y cuáles son los usos de la manteca de karité en los genitales.

Pues bien, tras limpiar los testículos, se aplica una cantidad generosa de esta crema nutritiva con karité de forma suave y movimientos circulares.

En caso de tener la zona muy irritada o haber presencia de heridas abiertas, es conveniente limitar su uso.

Tanto para hombres como mujeres, la crema hidratante corporal con baobab de Epoch acondiciona la piel de tal forma que te lo agredecerá.

¡Conoce todos sus beneficios haciendo clic en la siguiente imagen!

comprar-Nu-Skin-Epoch-Baobab-Body-Butter
Epoch Baobab Body Butter

¿Cómo usar la manteca de karité en la cara?

La forma más fácil y segura de utilizar manteca de karité en la cara es comprar una crema hidratante facial de calidad que contenga esta sustancia como ingrediente clave.

Se puede usar a diario, tanto por la mañana como por la noche después de aplicar el sérum facial.

Es tan sencillo como aplicar una cantidad generosa en el rostro y el cuello limpios con un movimiento hacia arriba y hacia fuera, evitando la zona de los ojos.

Bien es cierto que por las mañanas, según tu tipo de piel, sus ácidos grasos pueden dificultar la aplicación de maquillaje encima. Todo es cuestión de probar y notar los resultados.

Por otro lado, si tienes tiempo y hoy te apetece experimentar, también puedes hacer una mascarilla facial con manteca de karité.

Para hacer tu propia mascarilla facial casera, necesitas:

  • 1 cucharada de miel
  • 3 a 4 gotas de aceite de semilla de aguacate
  • 1 cucharada de manteca de karité pura

Mezclar bien hasta obtener una pasta uniforme y esparcir por el rostro tras haberte lavado la cara con un limpiador facial.

Deja que actúe la mascarilla durante 10 a 12 minutos antes de limpiar tu rostro con agua tibia y un paño suave.

Pero, si eres propensa al acné, estos remedios caseros pueden promover la aparición de granos. De ahí que aconsejamos utilizar una de las cremas nutritivas que te acabamos de recomendar.

Conclusión

El aceite del fruto de la vitellaria paradoxa es una sustancia vegetal segura y beneficiosa para nuestra piel.

Incluir productos con karité en tu rutina de cuidado facial y corporal mantendrán tu piel hidratada y suave a lo largo de todo el día.

En este artículo te hemos recomendado aquellos productos que incluyen una mezcla de agentes naturales acondicionantes para lucir una piel siempre joven.

Ahora, ha llegado el momento que conozcas los 10 Beneficios del aceite de nuez de macadamia para la piel que no querrás perderte

¿Quieres vivir tu mejor día cada día?

Mejora tu relación con la comida para verte y sentirte bien gracias a nuestro exclusivo Asesoramiento Nutricional Personalizado.

¿Piel flácida, con arrugas y manchas? ¡Eso es cosa del pasado!

Encuentra las mejores soluciones con nuestro buscador de cuidado facial Skincare Finder. ¡Es gratis!

¿Buscas mejorar tu estilo de vida?

Suscríbete a nuestra newsletter de salud y bienestar

10% de descuento

Recibe un 10% de descuento en tu primer pedido y nuestros consejos para mejorar tu estilo de vida al suscribirte a nuestra Newsletter.

NOTA DE TRANSPARENCIA: En ocasiones incluimos productos que creemos que son útiles para nuestros lectores. Si compras a través de los enlaces que añadimos, es posible que ganemos una pequeña comisión. Este es nuestro proceso.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo en las redes sociales!
×