pareja-feliz-cocinando-juntos-batch-cooking

¡El batch cooking  está de moda!

Cada vez son más el número de personas que lo implementan como remedio a la falta de tiempo para cocinar.

¿Te gustaría saber qué es, cuáles son sus beneficios y por qué puede ser la solución que buscabas para no renunciar a una alimentación saludable sin pasarte el día en la cocina?

En este artículo,te contamos todo lo que necesitas saber sobre esta metodología culinaria. ¡Empezamos!

¿Qué es el batch cooking?

El término batch cooking proviene del inglés y se puede traducir como un método de cocinar en lotes.

Ha tenido un mayor auge en los últimos años, debido a nuestro ritmo frenético de vida, donde parece ser que cada día tenemos más obligaciones, pero menos tiempo para cuidarnos y hacer algo sano de comer.

No obstante, recuerdo que desde hace varias décadas mis padres ya utilizaban esta forma de cocinar para compaginar con su rutina diaria.

¿En qué consiste y cuándo hacer el batch cooking?

Como su propio nombre indica, se trata de cocinar grandes cantidades de comida al mismo tiempo para varios días. Así, evitamos tener que cocinar el resto de días y vamos consumiendo la comida que hemos preparado previamente.

Por ejemplo, en mi caso que llevo practicando este método de cocinar desde que me independicé, lo realizo el domingo.

Es decir, el domingo, mientras hago las tareas del hogar aprovecho para preparar grandes cantidades de verduras al horno que me servirán de base para toda la semana.

También, aprovecho para hacer sopas de verduras ligeras y suelo cocer algún cereal, como por ejemplo arroz integral o quinoa, para cubrir mi dosis diaria de hidratos de carbono.

Ya que cuento con paneles solares en mi domicilio, aprovecho para cocinar en lote durante el día, así consumo la propia energía que en esos momentos los paneles solares están generando, contribuyendo a la sostenibilidad del planeta.

En cambio, mis padres cocinan en lote un día entre semana por la noche. Por varios motivos: sus obligaciones les impiden hacerlo durante el día, tienen contratada una tarifa de luz nocturna y prefieren descansar el domingo. Por algo se llama el “día del señor”.

¿Qué platos preparar cuando cocinas en lote?

Los platos que mejor se ajustan a la técnica del batch cooking son los guisos, las sopas crema, los purés de verduras, la quinoa, el arroz integral o las verduras asadas.

Para ganar tiempo y tener algo saludable a mano, puedes también cocer varios huevos a la vez,  dejar verdura cortada para hacer ensaladas o asar un par de pechugas de pollo.

A nosotros también nos encanta preparar hummus casero para merendar o gachas de avena para desayunar.

¿Cuáles son sus principales beneficios?

Ahorro en tiempo  

El primero es bastante obvio. El batch cooking te permite concentrar en varias horas todo el tiempo que le dedicarías a cocinar a lo largo de la semana. Cocinar implica mucho más que solo el tiempo de guisar en sí.

Hay que sumarle también el tiempo de lavar los alimentos, prepararlos, servir la comida, fregar los platos, colocarlos utensilios de cocina de vuelta en su sitio, etc. Sólo con pensarlo, a muchos les da por pedir comida a domicilio o elegir platos preparados.

Sin embargo, preparar una gran cantidad de comida a la vez no requiere de mucho más tiempo que preparar una pequeña cantidad de la misma comida.

Según un estudio realizado por la compañía aseguradora Aegon, uno de los principales motivos de no llevar una alimentación saludable es el consumo habitual alimentos procesados y la falta de tiempo para cocinar.

Ya sea por la falta de tiempo o porque no les gusta cocinar, muchas personas acaban eligiendo comer fuera de casa u optar por comidas envasadas, que generalmente contienen alimentos ultraprocesados.

Por eso, no es de extrañar que, según el mismo estudio, el 54% de las personas dice estar por encima de su peso y el 31% afirma que le sobran de 7 a 10kg.

Sí, comer fuera o que alguien nos prepare la comida es más cómodo, pero desconocemos los ingredientes que han utilizado para su elaboración y acabamos sacrificando la calidad por la comodidad. Esto nos lleva al siguiente beneficio.

Más saludable 

Cocinar en lote puede ser más saludable.

Cuando cocinamos en casa, podemos llevar un control de los ingredientes y condimentos que utilizamos para preparar la comida.

Además, nos garantizamos el consumo diario necesario de fruta y verdura y podemos evitar comidas excesivas engrasas o azúcares.

También somos capaces de saber si la comida se ajusta a las cantidades de macro y micronutrientes necesarias en función de tu cuerpo y objetivos.

Si desconoces cuántos carbohidratos, proteínas y grasas deberías consumir al día, no dudes en solicitar ya tu Guía Nutrición Personalizada y Gratuita. Es un buen punto de partida para comer sano.

Ahorro de dinero 

Otro principal beneficio de cocinar en lote es que solemos ahorrar dinero.

¿No te pasa que haces la compra en el supermercado y al final de la semana acabas tirando parte de los alimentos comprados? Si eso suena familiar, no estás sola/o.

Según el MAPA, en España se desperdiciaron 1.352 millones de kilos de alimentos y bebidas, lo que equivale a 25 kilos por persona y año.

Eso tiene lógicamente consecuencias en nuestro bolsillo, pero también sociales, al haber muchas personas debajo del umbral de pobreza.

Este método de preparar los alimentos lucha contra el despilfarro, ya que nos aseguramos de cocinar a la vez todos los alimentos adquiridos previamente.

A esto, hay que sumarle el ahorro en energía de todos los electrodomésticos utilizados. Encender el horno para cocinar 2 kilos de comida gasta lo mismo que encenderlo para preparar el cuarto.

¿Qué necesito para hacer batch cooking?

Planificación del menú semanal 

Este es un elemento clave en cualquier aspecto de tu vida para ser una persona productiva. Buscamos ahorrar tiempo, dinero y además comer sano. Por ello, la planificación previa es fundamental.

Aquí, te animamos a hacer la lista de compra o crear un menú semanal para saber qué deseas comer cada día y qué ingredientes necesitas para su elaboración. Se trata de un excelente ejercicio para comprobar también que tu menú es equilibrado y saludable.

Si te falta imaginación y no se te ocurren ideas para comer, te animo a seguir leyendo nuestro blog de recetas. En él, compartimos constantemente nuestras mejores recetas fáciles, sencillas y saludables para estar sanos. Encontrarás desde recetas de ensaladas, meriendas, aguacate, hasta postres que no engordan.

Hacer la compra

Una vez que sabes qué productos forman parte de tu cesta de la compra, es importante saber dónde y cuándo ir a comprarlos.

Elegir un establecimiento u otro puede suponerte hasta más de 1.000€ de ahorro al año. Por lo que conviene saber dónde puedes encontrar alimentos frescos y de temporada a buen precio.

Preparación y método de cocción

Ya dispones de todos los ingredientes que necesitas en tu hogar y ahora sólo falta prepararlos.

Pero antes, no te olvides de fijarte en las fecha de consumo preferente y de caducidad de los alimentos que vas a cocinar. Empieza siempre por preparar los alimentos que caducan antes, para evitar el desperdicio.

Buscamos comer sano y dedicarle el menor tiempo y dinero posible. Este paso puede variar mucho en función de la estación del año, las preferencias alimentarias y el tipo de utensilios de cocina disponibles.

No obstante, en verano, puedes optar por comidas más refrescantes como ensaladas o sopas frías. En este caso, se deberían utilizar menos elementos de cocina.

En invierno, igual te apetece más un guiso, cocido o sopa caliente para combatir el frío. Aquí, es recomendable contar con una thermonix u olla a presión o express, para que la comida se vaya elaborando sin requerir de tu presencia.

El método de cocción es clave para comer de forma saludable. Mis opciones preferidas son cocinar al vapor o al horno. A parte porque me gusta el sabor de los alimentos una vez preparados, es saludable y en ambos métodos utilizo un temporizador.

Así, si una comida casera necesita 30 minutos, mientras tanto puedo trabajar desde casa, hacer la colada o simplemente darme una ducha.

Método de conservación

Una vez que has preparado todas las comidas planificadas, es importante cómo las conservamos para evitar intoxicaciones alimentarias.

Lo primero es guardar la comida en tuppers o recipientes de cristal. Así, podemos garantizar que esas comidas son seguras de ingerir durante más tiempo.

En este caso, es conveniente saber qué día vas a comer cada plato y para cuántos días has cocinado en lote.

No debería suponer ningún riesgo de salud conservar las comidas preparadas para los próximos tres días en la nevera.

Para evitar cualquier posible riesgo de intoxicación o alergia, guarda las comidas para más de 3 días en el congelador. Pero, esto es una estimación y hay muchas variables a tener en cuenta para elegir el método de conservación más adecuado para cada comida.

Todos estos aspectos que he hablado en este capítulo, los cubrimos de forma extensa en nuestra Master Class de Alimentación Saludable. En este curso de formación, aprenderás todo lo que necesitas saber para disfrutar de la alimentación saludable.

¿Cuánto dura la comida?

No hay una respuesta universal para esta pregunta. En mi caso, la comida que preparo me suele durar 3 días. ¿Por qué?  

Porque a partir del tercer día, noto que la comida pierde cualidades y sabor, puede suponer un riesgo para mi salud. Además, me gusta cocinar y probar nuevos platos a menudo.

Cada persona tiene sus razones que les motiva a cocinar para 3, 5 o hasta 7 días.

Mi recomendación es que pruebes hasta encontrar la combinación que mejor se ajusta a tu estilo de vida y preferencias.

Conclusión sobre el batch cooking

Espero que este artículo te haya ayudado a descubrir una nueva forma de poder comer más sano, barato y fácil.

Desde que implementé este método de cocinar en mi vida, tengo más tiempo para dedicarle a mi familia, amigos y mis aficiones.

Me encantaría saber cuál ha sido tu experiencia cuando lo pruebas. No dudes en mencionar y etiquetarnos en Instagram.

Por último, si crees que necesitas a un profesional que te ayude a tomar las riendas de tu alimentación, ahora es un gran momento para ponerte en contacto con nuestros asesores nutricionales.

10% de descuento

Recibe un 10% de descuento en tu primer pedido y nuestros consejos para mejorar tu estilo de vida al suscribirte a nuestra Newsletter.

NOTA DE TRANSPARENCIA: En ocasiones incluimos productos que creemos que son útiles para nuestros lectores. Si compras a través de los enlaces que añadimos, es posible que ganemos una pequeña comisión. Este es nuestro proceso.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo en las redes sociales!
×